viernes, 7 de junio de 2013

Cuidemos nuestros puentes



   El 9 de junio de 1892,  azotó la ciudad de Matanzas un desastroso ciclón que produjo enormes inundaciones, las cuales destruyeron los dos puentes construidos sobre el río San Juan. Y esta efeméride me llama a hacer algunas reflexiones contigo.
   Sabes que hace muy pocos días se terminó la reconstrucción del puente Silverio Sánchez Figueras, o de La Plaza, como le decimos aún los matanceros.
   Ya muy pronto cumplirá sus 100 años, y resulta muy, muy útil para todos, pues nos permite trasladarnos entre los barrios de Pueblo Nuevo y Matanzas. 
   Pero para que perdure, hay que cuidarlo, y los pioneros debemos convertirnos en una fuerza que luche por combatir a quienes los afecten, principalmente quieres insisten en pescar por sobre sus barandas.
   Si recuerdas, también algunos estudiantes de secundaria, y hasta de primaria, acostumbraban lanzarse desde allí hacia el agua, lo cual entraña en un serio peligro para su vida.
   A nosotros también nos toca preservarlo, y allí estaremos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario