domingo, 1 de septiembre de 2013

Entre rebuznos

Hoy traemos a nuestra sección de curiosidades un animal muy dulce, pero que emite un fuerte sonido. Vamos a conocer detalles sobre el burro, y de cómo se oye cuando comienza a rebuznar.  
   El burro o asno es un animal doméstico de la familia de los équidos. Fueron domesticados por primera vez a principios del quinto milenio antes de nuestra era, y desde entonces han sido utilizados por el hombre como animales de carga y como cabalgadura.
   Su color más habitual es el gris en todos sus tonos, y puede llegar hasta el blanco y el negro. A menudo tienen el pelaje de tonos más claros o blanco alrededor del morro y el vientre.
   Sus crines son más cortas que las de los caballos, por lo que permanecen encrespadas en lugar de caer sobre el cuello. Son más longevos que los caballos, y llegan a vivir hasta los 40 años.
   Los burros son capaces de rebuznar a un volumen muy alto que les permite mantenerse en contacto a distancia, hasta los tres kilómetros.
   Sus largas orejas le sirven tanto para percibir mejor los sonidos como para poder disipar su calor corporal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario