sábado, 14 de diciembre de 2013

Vocación: magisterio

Enfrentar un aula llena de estudiantes requiere de una habilidad especial y de una fuerte vocación por el magisterio. Y precisamente estos dos elementos se enriquecen con el desarrollo del Movimiento de monitores, que en la escuela primaria matancera Manuel Ascunce se desarrolla desde primero y hasta sexto grados.
   Aunque los monitores han estado presentes siempre, vinculados a las diferentes asignaturas, el movimiento se ha oficializado y fortalecido desde hace tres años.
   Así, quienes aspiran a ser maestros rinden tributo al educador mártir cuyo nombre lleva la escuela, y desarrollan su vocación junto con sus habilidades y valores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario